sábado, 14 de noviembre de 2009

RAFAEL URIBE URIBE (1859 - 1914). Discursos. Tomos I y II

-
Publicaciones, enlaces y archivos anteriores sobre RUU, ver:

RAFAEL URIBE URIBE
Escritos del General y Doctor
y textos sobre él (Apendices)
COLECCIÓN PUBLICADA POR LA BENEFICENCIA DE ANTIOQUIA
DISCURSOS TOMOS I (2a. edicion 1980) y II (1980)
.
Sobre el TOMO IV:
.
(Libros adquiridos por la TERTULIA WHITE , TW , en la librería de usados "Hay libros" de Medellín, en el stand que tuvo en la XV Feria Internacional del libro Pacífico, Cali, Octubre 2009)
....
TOMO I

Carátula. 260 páginas. 13.8 x 21.4 x 1.5 cms

.

Solapa (igual en ambos tomos)
.
Texto:

PINCELADA BIOGRAFICA
Rafael Uribe Uribe fue jurista, político, militar, diplomático, periodista, orador, parlamentario, publicista, filólogo, agricultor, caudillo liberal o Estadista en una sola palabra.

Nació en Valparaíso (Antioquia), en el paraje El Palmar, el 12 de abril de 1859. Fue bautizado en Rionegro el 12 de agosto del mismo año, por su tío materno el presbítero Juan de Dios Uribe, con los nombres de Rafael Víctor Zenón. Fueron sus padres Tomás Uribe Toro y Mondragón y María Luisa Uribe Uribe y Echeverri . En 1873 su familia se trasladó al Valle del Cauca. Combatió en la guerra civil de 1876. Fue herido en la batalla de Los Chancos, entre Buga y Tuluá, el 31 de agosto de ese año.

Se graduó de abogado en 1880, en el Colegio Mayor del Rosario (Bogotá). Regresó a Antioquia, donde ejerció su profesión y ocupó algunos cargos como Procurador General del Estado, Juez Superior y profesor de la Universidad de Antioquia (Derecho Constitucional y Economía Política).

El 8 de febrero de 1886 contrajo matrimonio con Sixta Tulia Gaviria Sañudo. Tuvieron seis hijos: Luisa, Adelaida, Julián, Carlos Eduardo, Sixta Tu1ia e Inés. Durante siete años vivió en su hacienda "Gualanday", en el municipio de Fredonia. En 1893 se radicó de nuevo en Bogotá. En 1896 entró a la Cámara de Representantes. Al año siguiente viajó a América Central.

Combatió en la guerra de los Mil Días (1899-1902). En 1905 viajó por los países del sur del continente, con cargos diplomáticos. En 1906 formó parte de la delegación colombiana a la Conferencia Panamericana de Río de Janeiro. En 1908 volvió a ocupar una curul en la Cámara. Fue senador de 1911 a 1914.

Fue asesinado en las gradas del Capitolio el 14 de octubre de 1914.

J. Emilio Duque Echeverry

......
Notica de la TW: Ampliación de esta biografía:
http://www.lablaa.org/blaavirtual/biografias/uribrafa.htm y

http://tertuliawhite.blogspot.com/2009_09_17_archive.html
------



INDICE (TOMO I)
Explicaciones necesarias. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 5
Previamente. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 20

REPRESENTANTES ESPURIOS
Proposición. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 41
Primer discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 42
Segundo discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .. 48
Tercer discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 56
Cuarto discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71
Quinto discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 74
Sexto discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 78
Séptimo discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 89
Octavo discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 101

.
LA CUESTIÓN CUBANA
Proposición. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 115
Primer discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11 7
Segundo discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 126
Tercer discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 136
Cuarto discurso. . . .. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 144
Quinto discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 156
.
FACULTADES OMNIMODAS
Antecedentes. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 185
Primer discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 188
Segundo discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 195
Tercer discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .. 201
Cuarto discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 208
Quinto discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 216
Sexto discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 222
Séptimo discurso . . . . . . . . . . . . . 226

APENDICE *
En el Entierro de Rafael Uribe Uribe (Discurso de Marco Fidel Suárez) ... 235
Uribe Uribe (Por Guillermo Valencia). .. ……… 238
Oración Fúnebre a Uribe Uribe (Por Jorge Eliécer Gaitán). . 247
Uribe Uribe (Por Clímaco Soto Borda-Casimiro de la Barra). . 249
El Mejor Colombiano (Por Juan Lozano y Lozano) ……. 251

....
* Poco a poco iremos escaneando en texto cada uno de estos escritos y los iremos publicando aquí.

EXPLICACIONES NECESARIAS (Fragmento inicial)

Rafael Uribe Uribe fue general, abogado, parlamentario, diplomático, periodista, dirigente político, orador. Uno de los colombianos más notables en la etapa de la República y uno de los antioqueños más ilustres de todos los tiempos.

Puede citársele con Lorenzo Marfa L/eras, Florentino Gonzá­lez y José Marfa Samper, entre los buenos ciudadanos que por méritos de inteligencia y de virtud merecían ser Presidentes de la República, y no lo fueron. Figura con Antonio José de Sucre, Julio Arboleda y Jorge Eliécer Gaitán entre los grandes mártires de nuestra patria, sacrificados por oscuras pasiones. Tiene un sitio de privilegio entre los colosos de la tribuna, alIado de José Marta Rojas Garrido, Diógenes Arrieta, Salvador Camacho Roldán, Car­los Holguín, Miguel Antonio Caro, José Vicente Concha, Nicolás Esguerra y Guillermo Valencia.

Uribe Uribe es uno de los hombres que sostienen la grandeza de Antioquia, de los que ejercieron el talento en armonfa con la belleza y dejaron obras de fecundidad por el espfritu. En la prime­ra Ifnea están los maestros de la altivez y de la pluma, del pensa­miento y del arte: José Félix de Restrepo, José Manuel Restrepo, Manuel Uribe Angel, Marco Fidel Suárez, Tomás Carrasquilla, An­tonio José Restrepo, Antonio José Cada vid, Juan de Dios Uribe, Fidel Cano, Carlos E. Restrepo, Esteban Jaramillo, Tulio Ospina, Luis López de Mesa, Fernando González, Epifanio Mejía, Gregcr rio Gutiérrez González, Porfirio Barba Jacob, León de Greiff. ..

Entre los grandes de Antioquia se menciona a Uribe Uribe como escritor y orador. Pero ocurre que su obra es prácticamente desconocida. Con excepción de su: "Diccionario Abreviado", que hace pocos años se editó de nuevo en la Imprenta Departamental, los escritos de nuestro compatriota pertenecen a los mamotretos amarillentos de álbumes y revistas, o a lo sumo a contados volú­menes de reliquia, que provoca leer, con amorosa paciencia, en la intimidad hogareña de un domingo.

Casi toda la obra de Uribe Uribe es fogosa y ardorosamente política: folletos, documentos militares, proclamas, cartas, discursos. Es una obra dispersa, excepcionalmente recogida en libros. Antioquia está en mora de la colección cuidadosa. Es justo que en apretados volúmenes se recoja el pensamiento de este hombre extraordinario, que fue un radical extraviado de su época en los primeros años de este siglo, y un profeta de los tiempos actuales en las postrimerías del siglo anterior. Con prosa de fuego graneado, Uribe Uribe fue al grano de los grandes y eternos "problemas nacionales", entre ellos el del grano rojo que a estas alturas continúa en la cima de la economia nacional. El hijo epónimo de Valparaíso fue cafetero en la teoria y en la práctica, como orador elocuente y un experto agricultor. En fin, la obra literaria de Uribe ofrece la paradoja de lo antiguo renovado en el tiempo, de los hechos pasados que reviven, asombrosamente, su vigencia. Es un escritor de actualidad; fue un visionario. Sin duda alguna el gran visionario de la política colombiana.

Se hacen lenguas los viejos patricios en el elogio de quien fue un maestro de la lengua. Para decido en términos de moda, Uribe Uribe se realizó literariamente en la tribuna. En la cumbre de la palabra se dieron cita la erudición del estudioso, la maestria del filólogo, la gracia del campesino, la estrategia del guerrero, el orden didáctico del profesor, el desordenado furor del panfletario. Aquella voz se paseó impávida por todos los matices del arte oratorio, para desplegar, como dos alas inmensas, el dominio del idioma y la pasión libertaria. Pero casi nada se conoce hoy del orador. Parece que se le hubiera desterrado de la imprenta, que es el único medio de prolongar hoy, a falta de discos por aquellas calendas, el eco de la voz portentosa. La tarea de la recopilación tribunicia tenía que empezar por el Congreso, pues. fue en el Congreso donde comenzó a descollar el tribuno.

En resumen: la divulgación de la obra de Unbe Uribe debe comenzar por los discursos. En volumen de casi 400 páginas, en la Imprenta y Librería de MeréJardo Rivas (Bogotá), en 1897, con prólogo de A. Robayo L., bajo el título de "Discursos Parlamentarios", se publicaron los principales discursos pronunciados por Unbe Uribe en la Cámara de Representantes, en la legislatura de 1896. Advierte el compiladar que se dejaron por fuera, a solicitud del mismo Uribe, las intervenciones cortas, algunas de las cuales ni siquiera salieron en los "Anales de la Cámara"; otras fueron consideradas de poca importancia por el mismo autor, como las relativas al asunto Punchard y a la cuestión Lesmes. Para evitar la censura del gobierno, que seguramente habría llegado al extremo de impedir la divulgación, tampoco se incluyeron los discursos referentes a los tratados con Venezuela, publicados antes en folleto, recogido por la policía, así como el llamado Discurso-Resumen, que pronunció en la última sesión de la legislatura de aquel año, para hacer la radiografía de un Congreso estéril.

Los discursos, como se dijo antes, corresponden a la legislatura de 1896. Y fueron a la imprenta en el año siguiente. Esto indica, si se tiene en cuenta la categoría de la empresa editora, que el estreno parlamentario de Uribe Uribe tuvo que ser un éxito.

No hay noticias de posteriores ediciones. En este aspecto ha sido infortunada la memoria de Uribe. Ensayos, panegíricos, biografías, pero ninguna evocación del tribuna con sus propias palabras.

Aproximadamente la mitad de la obra citada, "Discursos Parlamentarios", se reproduce aquí en el mismo orden. Más claro: se publican hoy, probablemente por segunda vez, las primeras actuaciones de Uribe Uribe en el Congreso, como representante de Antioquia y como vocero único del Liberalismo.

El mismo día de su ingreso a la Cámara, primerizo, novicio y montañés, comenzó un debate para denunciar atropellos y fraudes cometidos en las elecciones. Terminada esa parte acusadora, empezó la discusión sobre Cuba y luego la de las facultades omnímodas. Los tres debates iniciales, posiblemente cenitales del orador antioqueño, forman el presente tomo, con los mismos títulos del volumen que se reproduce: Representantes Espurios, La Cuestión Cubana y Facultades Omnímodas. La segunda parte del libro citado, que deberá ser el segundo tomo de estos discursos, lleva también tres títulos: Gravamen del Café, Recargo de Contribuciones y Temas Varios.

Pero quedaría incompleta esta presentación del orador, o más exactamente de sus oraciones memorables, si no se recuerda, aunque sea en brochazos de extremada síntesis, las circunstancias que determinaron esas intervenciones, o el marco histórico en que salieron al aire. Al aire del Capitolio, estrecho aún, sin la resonancia del micrófono y acaso sin grandes titulares de prensa. En aquellos días la prensa estaba dominada, hasta el eclipse, por la omnipotencia de la Regeneración, el régimen que había iniciado el otro Rafael, el "Pensador del Cabrero”.

ANTECEDENTES HISTÓRICOS

En 1886 se estableció una nueva Constitución, inspirada por Núñez y redactada por don Miguel Antonio Caro. El centralismo sucedió al federalismo de Rionegro. …..

…. continuará

+++++
TOMO II
Edición Octubre 1978. Medellín. 272 páginas. 13.8 x 21.4 x 1.5 cms

INDICE
Explicación necesaria …………. Págs. 5 (Texto más adelante)

.
GRAVAMEN DEL CAFÉ
Primer discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11
Segundo discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . 20
Tercer discurso . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 25
Cuarto discurso. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 32
-
RECARGO DE CONTRIBUCIONES
Primer discurso ….. 51
Segundo discurso ….. 58
Tercer discurso ...... 65
Cuarto discurso . . . . . 68
Quinto discurso . . . . . . . 73
.
TEMAS VARIOS
Estatua al Sabio Caldas. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 93
Santander y Caloto . . . . . . . . 99
Navegación Fluvial . . . . . . . . .. . . . . . . . . . . 105
Reformas al Reglamento. . . . . . . . . . . . 109
Reformas Civiles y Judiciales ... ... . . . . . . . 119
Disciplina en Política .... . . . . .. . . .. .. . . 127
La Feliz Improvisación ... ........ . . . . . . . 137
El Ministro de Relaciones Exteriores en la Cámara . . . .. 144
La Prensa . . . 156
Servicio Militar Obligatorio . . . . . . . . . . . . 161
Mis Contradicciones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 177
El Dinero Liberal .. . . . . . . . . . . . . 185
Arreglo de la Deuda Exterior . . . 195
Cumpleaños del señor Caro. . . . . . . . . . 200
Acusación contra Don Carlos Uribe 206
La Provincia de Pereira ... 212

APENDICE *
En los funerales del General Rafael Uribe Uribe (Discurso de Laureano García Ortiz) ..... 237
Nuestra actitud (Por Laureano García Ortiz). . . . 240
Aniversario del Plan de Marzo (Discurso de Laureano García Ortiz) . . . . . . . . . . . . . . . . . . 242
Un año después (Por Laureano García Ortiz) . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 246
El Busto del General Uribe en Cartagena (Discurso de Laureano García Ortiz) . . . . . . . . . . 248
Notas para la Estatua del General Rafael Uribe Uribe (Por Laureano García Ortiz) . . . . . . . . . 252 Exponente de la cultura humana (Por Carlos Lozano y Lozano) . . .. 255
Rafael Uribe Uribe (Por Tomás Carrasquilla) . . . . . . . . . . . . . . . . 263
El gran ciudadano Uribe Uribe (Discurso de Jaime Sierra García) . . . . . . . . . . . . 264

* * Poco a poco iremos escaneando en texto cada uno de estos escritos y los iremos publicando aquí.

-

EXPLICACIÓN NECESARIA (Pags 5 a 7)

En diciembre de 1977 se publicó el primer tomo de esta obra, que aspira a recoger todos los discursos de Rafael Uribe Uribe. Se recordó entonces, en el prólogo de "Explicaciones Necesarias", que Uribe llegó a la Cámara de Representantes, por primera vez, en julio de 1896, y de entrada tomó la palabra para tomarse, casi de soslayo, la atención generosa del auditorio y, de manera egoísta, muy a su pesar, la vocería única de la oposición. No se exagera. Era el único representante del Liberalismo, en una Cámara dócil a la Regeneración, pero a la Regeneración con mayúscula. Uno solo contra 60.

El libro publicado en diciembre contiene tres debates famosos del congresista primerizo y novicio: Representantes Espurios, La Cuestión Cubana y Facultades Omnímodas. Ahora se dan a la luz otros dos debates correspondientes a la misma legislatura de 1896: Gravamen del Café y Recargo de Contribuciones. Completa el volumen la selección de otros discursos pronunciados por la misma época, sobre temas varios: Estatua de Caldas, Santander y Caloto, Navegación Fluvial, Reformas al Reglamento, etc.

Según se informó y se anunció en el pórtico del tomo inicial, las piezas oratorias que aquí se recogen corresponden a la segunda parte de un libro publicado en 1897 (400 páginas, Bogotá, Imprenta y Librería de Medardo Rivas, prólogo de A. Robayo L,J) . Son exposiciones de un lejano ayer, inspiradas generalmente por la pasión libertaria, que el paso del tiempo ha ido dejando en la orilla, como terreno fácil para el cultivo de la historia. Son lejanas, y parecen de ayer. Uribe fue un visionario.

Dije antes que la obra se refiere a los discursos del orador antioqueño. Así fue el propósito de arranque. Pero ya en el camino se han ido componiendo las cargas. El entusiasmo del primer momento creció como una chispa, y hoy se quiere que toda la producción de Uribe Uribe celebre o vuelva a celebrar la epifanía de la luz. Así lo decidió la Junta Directiva de la Beneficencia de Antioquia en su reunión del 19 de junio de 1918 (acta No. 5). Es una hermosa tarea de cultura, con cierto aire de cordial desafío. Todo lo que escribió este gigante de la Montaña se irá acumulando en breves meses y en páginas nuevas, hasta formar el conjunto admirable que ratifique lo dicho en la Pincelada Biográfica: "Rafael Uribe Uribe fue jurista, político, mJ1itar, diplomático, periodista, orador, parlamentario, publicista, filólogo, agricultor, caudillo liberal".

Se comenzó por los discursos parlamentarios de la legislatura primeriza. Si ha de seguirse el orden cronológico, el tercer tomo puede ser la primera parte de los "Documentos Militares y Políticos" (Guerra de los Mil Días). Después vendrán ... Tienen que venir los expertos en las hazañas bélicas y literarias de Uribe a fin de reunir recomendaciones y aportes en la gran operación de suma que para bien de las letras colombianas ha emprendido la Beneficencia de Antioquia. Bien por ellas y por ésta.

Síguese aquí: en el segundo tomo, la costumbre de reservar un Apéndice para ir sumando páginas memorables en honor de Uribe. En la primera parte habla él; en la segunda hablan de él. Ayer, en el tomo anterior, fueron Marco Fidel Suárez, Guillermo Valencia, Jorge Eliécer Gaitán, Clímaco Soto Borda, Juan Lozano y Lozano. Hoy son Laureano García ortiz, Carlos Lozano y Lozano, Tomás Carrasquilla y Jaime Sierra García. Mañana serán otros, también de ayer, de mañana y de siempre. Y otra vez viene de perlas lo que se dijo ayer:
"Suáréz, Valencia, Carlos Lozano, para sólo mencionar a tres de los merecedores de la estatua, dijeron ya de Uribe lo que puede decirse cualquier día, en la infinita sucesión de los siglos".

La carátula de este libro se debe a Sonia Gil Sepúlveda, quien hizo también la del tomo inicial. Artista delicada y heredera de gracias poéticas, esta vez ha querido poner el acento de su lápiz donde Uribe puso la acentuación de su palabra, de su trabajo campesino y de su preocupación como economista un tanto empírico: en el café. La bonanza cafetera se deshoja en el fondo de las páginas ...

Es oportuno anotar que si en este libro los ramajes cafeteros le sirven de adorno, de ilustración y de gracia poética a una nueva colección de discursos, en el paraje El Palmar del municipio de Valparaíso, donde nació el agricultor académico, una estatua de bronce * que sirve de joya histórica a un cafetal fecundo en la cosecha roja ... . La estatua es obra del escultor antioqueño Horacio Velásquez y fue inaugurada por el Gobernador Jaime Sierra García el 26 de julio de 1978.

La obra de Uribe continúa adelante, como el cafetal de su paraje nativo, a la sombra luminosa de la Beneficencia de Antioquia.

Medellín, agosto de 1978.

J. EMILIO DUQUE ECHEVERRI Gerente de la Beneficencia de Antioquia

* Otras fotos del monumento:

http://www.cosasycosas.com/fotografias/albums/userpics/10002/13~1.JPG

http://www.antioquiadigital.com/bancodigital/pages/8170066.htm

http://web.presidencia.gov.co/fotos/2009/mayo/31/foto7.html

+++++

Actualizó: NTC … / gra . Noviembre 15, 2009, 7:23 AM

1 comentario:

Mareña dijo...

Por estatua imagino que se trata de algo de cuerpo entero. Quiero decirles que en el lugar donde hicieeron una casa de cemento y ladrillo, que se supone ocupa el lugar de la original, erigieron un a cosa enana desproporcionada, no se en que material, pero creo que bronze no...nada parecido a nuestro RUU. Produce verguenza ajena....precisamente por ésa razón no fotografiee el esperpento. MED